ENFOQUE

Encuentro con Al Mefer

Al Mefer es un fotógrafo y neurocientífico español de Benidorm. El interés que tiene por los planetas y por la vida alienígena lo llevó a realizar una serie de fotos increíbles que parecen salir de una película de ciencia ficción o de un mundo extranjero. Los colores marcianos y el ambiente general ansioso de sus fotografías lo convierten en un fotógrafo tan original e único que lo llamaremos el alienígena de la foto. Encuentro en la tercera fase con Al Mefer :

Hola Al, Cuéntanos más acerca de tu vida de fotógrafo y neurocientífico en mismo tiempo por favor.

Me dedico a la investigación científica en neurociencia. Entré en esta disciplina porque abarca cuestiones de la mente de forma experimental, más reduccionista que otras disciplinas a la vez que aunando el conocimiento de áreas tales como las matemáticas o la psicología. En cierto modo, este interés por la mente se filtra hacia mi expresión artística. Tanto a nivel conceptual como en la forma, me inspiro en los conocimientos que acumulamos sobre la percepción, la memoria o la imaginación.

"por algunas circunstancias no me he comprado una cámara hasta el pasado julio del 2017, cuando realmente he empezado a desarrollar mis propios proyectos."

¿Cómo te vinieron las ganas de hacer fotografía?

Desde que era niño he dibujado y me ha resultado un proceso totalmente terapéutico y liberador. El interés por el arte hizo que cuando por primera vez tuve un ordenador y acceso a internet pasase muchas horas buscando y leyendo sobre arte. Así descubrí algunos fotógrafos que me hicieron interesarme por la fotografía. No obstante, por algunas circunstancias no me he comprado una cámara hasta el pasado julio del 2017, cuando realmente he empezado a desarrollar mis propios proyectos.

¿Qué tipo de cámara utilizas?

Una Nikon D3300. Es una cámara versátil y pequeña para ser una réflex.

¿De dónde viene esa pasión por los ambientes alienígenas?

Mi intención en la fotografía, o en el arte en general, es evocar un sentimiento extraterrestre. Hacer que el observador sienta que la fotografía pertenece a un planeta inexplorado, que forma parte de la percepción de un ser de características muy diferentes. En la medida de su desconocimiento, "alienígena" abre un abanico de posibilidades infinito en el que caben muchos mundos posibles.

¿Cuál es el proceso para obtener esos colores tan increíbles en tus fotos?

Casi todas las imágenes son procesadas con Photoshop o Lightroom. Normalmente con ambos. Es probablemente la parte de todo el proceso que más me gusta. El momento en el que se definen algunos de los elementos más importantes en la estética del proyecto y en los que escenas mundanas se convierten en sueños y viajes al futuro. 

¿Cuál es tu fuente de inspiración? Seguro ya te han dicho que algunas de tus fotos hacen pensar en Blade Runner 2049, ¿qué piensas de esto?

Como es lógico, me inspiro en el trabajo de otros artistas. Las letras y melodías del trip-hop, las novelas distópicas, la pintura surrealista o las instalaciones minimalistas poseen elementos que intento traer a mi fotografía. Pero con frecuencia me percato de que los temas de la neurociencia también calan en mi trabajo fotográfico. Después de todo, es la disciplina que estudia el órgano que produce el arte y todos los procesos anteriores necesarios: la memoria, la percepción, la imaginación. La lectura de casos neurológicos o psiquiátricos que desentrañan algunos de los mecanismos del cerebro me sirven como objeto de inspiración.

Es cierto que no es la primera vez que escucho la comparación con la película. Especialmente con las fotos de "Alien Architecture". La fotografía de Roger Deakins es magnífica y para mí la comparación es un halago.

"Mi idea tras cada uno de estos proyectos es que el espectador imagine más allá de la serie un mundo hipotético, sea el futuro de la humanidad en otros planetas o cómo se vive la ansiedad."

¿Cuáles son tus próximos proyectos?

Tengo pensado un proyecto que cuenta en su mayoría con parajes volcánicos, pero todavía se está gestando. Me gustaría poder documentar ideas sobre sostenibilidad y desarrollo tecnológico en los próximos proyectos que realice.

¿Cuál es la intención detrás de tus fotos? ¿Qué quieres provocar para el que las vea?

Nuestra percepción del mundo viene configurada por nuestro sistema nervioso. Otros animales son capaces de percibir longitudes de onda ultravioleta o poseen hasta varias veces más células sensibles al color que los humanos. Cuestionar nuestra experiencia del mundo, intrínsecamente subjetiva, e imaginar alternativas, es una idea de subyace a todas mis fotografías. En un proyecto se consigue aunar una estética que vertebra varias imágenes junto a un concepto. Mi idea tras cada uno de estos proyectos es que el espectador imagine más allá de la serie un mundo hipotético, sea el futuro de la humanidad en otros planetas o cómo se vive la ansiedad.

¿Cómo lograste realizar la serie de fotos Phantoms of the Brain?

Las fotografías cuentan con el doble de trabajo porque por un lado hay largas exposiciones con luces y fotografías hechas en el norte de Portugal y Galicia en días de lluvia y niebla intensas. Para mí lo más importante en ese proyecto es que intenta expresar mediante la metáfora del árbol, que los neurocientíficos emplean para describir las células del cerebro por su similitud, cómo se experimenta la depresión, la ansiedad o las obsesiones. Cómo se viven esos sentimientos desagradables, en los que se pierde cualquier atisbo de claridad y que irrumpen con violencia en el pensamiento.

En tus fotos se ven muchos paisajes, mucha verdura y mucha arquitectura, ¿Por qué no muestras muchos humanos? ¿Te interesaría hacerlo un día?

La mayoría de mis fotos carecen de humanos porque el paisaje reúne el contenido emocional que se expresaría a través del humano. Me gusta el concepto de "falacia patética", la atribución de propiedades emocionales a objetos inanimados, e intento que mediante el color, la luz y el encuadre la imagen reúna todo lo que un rostro podría transmitir.

No obstante, sí tengo pensado algún proyecto en el que los humanos acompañarían al paisaje. Es una posibilidad a la que estoy abierto.

Phantoms of the Brain

 

The Human-Alien Barrier

 

Deserts of the Future

 

Sleepwalking on Outer Space

 

Dreamscapes of Iceland

 

Fotos de Al Mefer

27 Apr 2018 Por Alexandre Nessler

Popular

Ningún artículo publicado actualmente